Fuertes lluvias dejan inundado Colima

La cantidad de agua caída provocó el desbordamiento de los ríos Marabasco y Santiago, que inundaron al menos tres cominidades por lo que el Ejército mexicano activó el plan DN-3 en Colima

Una torrencial lluvia que cayó entre las fronteras de Colima y Jalisco provocaron el desbordamiento de los ríos Marabasco y Santiago, que inundaron al menos tres cominidades por lo que el Ejército mexicano activó el plan DN-3 en Colima

(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({}); Publicidad

La Unidad de Protección Civil de Colima informó que debido al ingreso de un canal de baja presión en el oceáno Pacífico, cayó una tormenta que duró al menos 12 horas, por lo que se inundaron al menos 50 viviendas y negocios de la calle 28 de agosto del ejido de Santiago, así como las comunidades de El Centinela y El Chavarín, en Colima, las cuales se encuentran incomunicadas.

Personal de la Sedena se encargó de rescatar a familias enteras de las azoteas de las casas; entre tanto las autoridades informaron que los aeropuertos se encuentran operando, sin embargo se dijo que el camino de acceso hacia el aeropuerto de Manzanillo también está cerrado.

En el puerto de Manzanillo, hay varios lugares donde ya se está evacuando a la población, específicamente en zonas cercanas a los cerros.

Hay interrupciones en varias vialidades, con problemas de comunicación como la avenida Elías Zamora y el boulevard Miguel de la Madrid, en el Valle de las Garzas, entre otras.

En la zona del volcán se pide a la población no acercarse a las barrancas, una vez que puede ocurrir un lahar, recordando que el agua es el principal lubricante para remover todo el material, por lo que es muy importante no acercarse ni cruzar las barrancas cercanas al coloso.

Entre tanto, las autoridades de Protección Civil de Jalisco informaron que las lluvias y remanentes del Huracán Patricia inundaron el municipio de Cihuatlán, colindante con el río Marabasco afectando también la comunidad del Aguacate

Protección Civil estatal reportó que al menos 10 vehículos quedaron bajo el agua, además un sin número de viviendas inundadas y automóviles arrastrados por la fuerte corriente de agua. En la comunidad de El Aguacate, personal de Protección Civil está realizando evacuación de emergencia por el posible desbordamiento del arroyo seco.

Además en San Patricio, Melaque se desbordó el arroyo el Pedregal, por lo que se registran inundaciones de hasta un metro. En estos momentos, elementos de Protección Civil evacuan de sus viviendas a la población.

Debido al desbordamiento de estos ríos están bloqueados tramos carreteros como la carretera Manzanillo a Cihuatlán a la altura de EL Chavarín. La carretera libre federal 80 de Guadalajara a Barra de Navidad a la altura de El Coyame, por derrumbes y también la carretera Careyes-Villa Purificación.

La única opción para llegar a la Costa sur hasta este momento es la carretera federal 200 Vallarta-Melaque.

Asimismo, la coordinación general de Protección Civil de Tamaulipas, informa que de acuerdo al Servicio Meteorológico Nacional, el frente frío número 10 ocasionará en las próximas 24 horas potencial de lluvias fuertes, de 50 a 75 milímetros, en el estado, principalmente en la zona sur.

El probable incremento de escurrimientos de agua podría ocasionar que ríos, arroyos, vados y canales aumenten su caudal, por lo que se exhorta evitar cruzar o transitar en lugares con corriente para no ser arrastrados.

Por el reblandecimiento de tierras, se pide extremar precauciones si se está asentado en un cerro, ladera o talud, ya que con lluvias copiosas se pueden generar deslaves. Ante un inminente riesgo, diríjase a un refugio temporal.

De presentarse actividad eléctrica, resguárdese y aléjese de árboles, antenas, anuncios, espectaculares y postes.

Ante los efectos del frente frío, se recomienda abrigar a menores y personas de la tercera edad durante las primeras horas del día.

Se exhorta a la población a mantenerse informada de los boletines climatológicos y comunicar al 066 o Protección Civil Estatal o Municipal sobre la ubicación de personas vulnerables que requieran protección, como niños, adultos mayores, indigentes y personas con capacidades diferentes.

-Con información de Bertha Reynoso, Adriana Luna y Juan Manuel Reyes

QUEDAN BAJO EL AGUA 200 COLONIAS DE MATAMOROS

Una fuerte tormenta que azotó ayer esta localidad fronteriza provocó inundaciones severas en más de 200 colonias, afectando a miles de familias, informó la Coordinación General de Protección Civil (CGPC).

De acuerdo a la Comisión Nacional del Agua (CNA) y la instancia estatal, en cuestión de 120 minutos se captó un aproximado de siete pulgadas de lluvia, lo cual resultó inédito e inesperado para las autoridades municipales y estatales.

La CGPC alertó durante la tarde de ayer sobre las probabilidades de formación de un tornado, debido a las condiciones climatológicas; sin embargo no se formó este fenómeno natural.

Ante esta situación se activó un operativo especial en el que intervienen dependencias del gobierno de Tamaulipas, la Secretaría de la Defensa Nacional y la Secretaría de Marina, para auxiliar a los afectados.

Habitantes de colonias como Los Sauces, San Francisco y Buenavista, entre muchas otras, perdieron la mayor parte de su patrimonio, debido a que el agua ingreso a los domicilios, incluso decenas de vehículos fueron prácticamente cubiertos por el agua.

Medardo Sánchez Albarrán, coordinador general de Protección Civil, indicó que las lluvias iniciaron por la madrugada y antes del mediodía se intensificaron, lo que ocasionó precipitaciones pluviales en el orden de las siete pulgadas, situación similar que se registró en Valle Hermoso.

Agregó que la Coordinación General de Protección Civil, con el apoyo de estaciones de radio y televisión de Matamoros, alertó sobre la posibilidad de que un tornado impactara al municipio, lo cual no ocurrió.

Dijo que “hasta el momento se están evaluando los daños con las autoridades municipales y dependencias estatales y federales, amientras se estaba alistando un refugio temporal para las familias, cuyas viviendas quedaron inundadas”.

Sánchez Albarrán dio a conocer que la Comisión Nacional del Agua enviaría desde Reynosa cinco equipos de bombeo para proceder al desazolve de las colonias inundadas, aclarando que no se puede precisar el número exacto de sectores afectados por las lluvias hasta que no se termine el recorrido.

Personal de la Sedena, Semar y Fuerza Tamaulipas, también recorría las colonias más afectadas para ayudar en la evacuación de las familias que así lo requieran.