109 MDP para Ciencia y Tecnología en Nayarit

Doble Negación

Quizá no sea la mejor cabeza para un texto periodístico pero sin duda alguna llama la atención. En primer lugar por la cifra y en seguida por el destino al cual llegan. Aunque pensándolo bien no es el dinero, o mejor dicho no es nada más el dinero sino todo lo que representa.

publicidad
Publicidad

Hemos escuchado muchas veces que en lo que más deberían invertir los gobiernos es en educación. Y precisamente bajo esa filosofía es que por primera vez, de acuerdo a una nueva reglamentación, la política de manera directa, en este caso por “culpa” de los partidos políticos en las pasadas elecciones de junio 2017, le asignan a la ciencia y tecnología un presupuesto que de otra forma difícilmente se creería.

Se remite al cinco de octubre de 2016 cuando en el Periódico Oficial del Estado de Nayarit fue pública una reforma al Título Décimo de la Ley Electoral del Estado de Nayarit (artículo 226) para tener efecto que los recursos generados por los castigos en época electoral se verán reflejados en ese rubro.

Lo dijo hace poco en su espacio en redes sociales el maestro Abel Ortíz: son para Nayarit “$108.7 millones de pesos que serán el capital semilla en el ejercicio presupuestal 2018 para potencializarlos a través de paripasus y mezcla de recursos con los Fondos Mixtos, Fondos de Desarrollo Regional, Instituciones de Educación Superior y Centros de Investigación, hasta en un 400% pudiendo este esfuerzo traducirse en más de $400.0 MDP sentando un precedente histórico en esta materia”.

En años recientes el gasto de inversión en el Consejo para la Ciencia y la Tecnología de Nayarit fue en 2015 de casi $4 MDP, en 2016 casi $5 MDP, y para 2017, casi $2 MDP. De allí el tamaño y la importancia de este recurso extraordinario que le llegará a este sector.

Hay que seguirle la pista al dinero, de nadie es logro la gestión de los recursos, pero el beneficio en ciencia y tecnología debe ser una victoria cantada no nada más por los integrantes de ese gremio sino por toda una sociedad que pocas veces mira a ese mundo que camina a la par que su desarrollo pues allí se detonan buena parte de los instrumentos que utilizamos a diario sin saberlo a ciencia cierta.

Además no podrán ser ejecutados en obras, sino más bien el becas, investigación y desarrollo, allí es donde veremos el alcance de este recurso, ojalá quien tome las riendas del Consejo Estatal de Ciencia y Tecnología tenga capacidad e imaginación para sacar el mejor provecho de este recurso histórico.

Publicidad