Amor en línea, una opción para no estar sólo

Buscar y encontrar el amor es una tarea que en algún momento de la vida de las personas se torna prioritaria, y cuando no se halla en los círculos sociales más inmediatos, quizá sea el momento de decirle sí al amor en línea.

De acuerdo con el especialista en psicología, Mario Guerra, en el proceso de una relación de pareja en un entorno tradicional intervienen elementos clave que aparecen en el siguiente orden: amor, romance, intimidad y compromiso.

Publicidad

El amor, explicó, es la fase en la que una persona se “engancha” gracias al proceso neuroquímico que se detona por el contacto físico con otra persona, mejor conocido por el síntoma de las “mariposas en el estómago”.

En segundo lugar está “la fase del romance, la cual se da con actos, como el cortejo en donde se llama la atención de la otra persona con pequeños detalles que tienen el objetivo de expresar nuestro interés”.

Posteriormente se da la etapa de la intimidad, la cual surge cuando a partir de conversaciones, la pareja comienza a compartir sentimientos, emociones, valores, hábitos e intereses, lo cual da paso a la fase del compromiso y el establecimiento de una relación.

“En los sitios de citas en Internet el proceso de las relaciones de pareja surge a partir de la intimidad, y si se percibe una compatibilidad se concreta una cita en la cual se verá si se genera el proceso químico del enamoramiento que llevaría al romance y luego al compromiso”, subrayó.

En un ambiente tradicional, es decir, offline, las personas suelen ser “víctimas” del impulso químico de su cerebro, lo cual provoca que se tomen decisiones en función de la atracción física que se experimenta.

“Cuando las personas llegan a la etapa del romance ya tienen un enamoramiento neuroquímico vigente, que puede durar alrededor de seis meses en su parte más aguda, lo que provocará que actitudes que se debieron tomar en cuenta para no establecer una relación pasen de noche”, precisó.

En opinión del especialista, las relaciones que surgen a partir de sitios de citas pueden llegar a ser tan duraderas como aquellas que inician en entornos tradicionales, como en una fiesta, la escuela o trabajo, debido a que la química del amor se da después de que se alcanzó un cierto nivel de conocimiento sobre la vida, pensamientos y emociones de la otra persona.

“Es totalmente posible enamorarse a través del intercambio de mails, o en conversaciones en chats, una de las cosas que más enamoran es conversar con alguien, la química se detona con el contacto físico, pero lo que realmente va a hacer que perdure una relación es cuando empiezas a conversar con alguien”, aseveró.

Para el especialista, buscar pareja en un entorno digital implica conducirse con la misma cautela con la que se entablan relaciones en el ámbito físico que va desde reunir la mayor cantidad de información posible de la otra persona y detectar posibles señales de alerta.

“Cuando las personas inician una relación invertimos un poco de nuestro tiempo, interés y espacio, el principal consejo es buscar la mayor cantidad de información para tomar una decisión más equilibrada, en el amor no hay que dejar todo a las emociones, pues éstas son muy efectivas para movernos pero no para dirigirnos”.

Para el vicepresidente de Negocios de Match.com, Andrea Iorio, si bien en México los sitios de citas en Internet son espacios cada vez más concurridos, aún existe una serie de prejuicios que impiden a las personas experimentar una nueva forma de relacionarse.

“México es después de Brasil el país en donde se encuentra el mayor número de usuarios del sitio con más de 8.4 millones, y aunque cada vez hay más personas en Internet y está creciendo la penetración de smartphones, aún hay quienes ven este tipo de sitios como algo negativo”.

El directivo refirió que en América Latina, México es el único país en donde la proporción de hombres usuarios de la plataforma es mayor a la del segmento femenino, lo cual puede interpretarse como la existencia de una percepción equivocada sobre lo que se puede o no hallar en un sitio de este tipo.

“Para muchas mujeres entrar a un sitio de citas puede ser como una señal de desesperación, pero no hay nada más alejado de la realidad que eso, y por el contrario hay beneficios claros como aumentar las posibilidades de conocer personas fuera de los círculos tradicionales”.

Iniciar una relación amorosa, ya sea en línea o en el ámbito físico, implica correr el riesgo de terminar con un “corazón roto”; sin embargo, ofrecer y recibir valores como la honestidad, el respeto y la confianza, nunca pasará de moda y ayudará a formar parejas armónicas y sanas, concluyó.