De la deuda heredada; José Gómez solo pagará órdenes judiciales

El juicio de Grupo Octano contra el Ayuntamiento, de Bahía de Banderas avanzó a tal grado que hay orden judicial que exige el pago inmediato de 25 millones de pesos

El cuerpo edilicio del IX Ayuntamiento de Bahía de Banderas que encabeza el Presidente Municipal José Gómez Pérez, llevó a cabo una reunión de trabajo en donde con solo la ausencia de dos integrantes de cabildo, se logró avanzar sobre los asuntos a tocar en la próxima sesión a celebrarse el próximo día lunes 30 de mayo.

Publicidad

En dicha reunión se analizaron varios puntos con relación a la administración pública, específicamente el tema jurídico que guardan varios asuntos judiciales en contra del actual Ayuntamiento.

Los miembros del cabildo se manifestaron interesados al saber en voz del Alcalde, que el juicio de Grupo Octano contra el Ayuntamiento, avanzó a tal grado de que en este momento hay orden judicial que exige el pago inmediato de 25 millones de pesos y una sanción de 100 salarios mínimos para el Presidente, Síndico, Secretario y Tesorero.

Al respecto, el Alcalde informó que habrá que pagar dicha sanción, sin embargo, destacó que esa situación, no exime el cumplimiento a la orden judicial y pago de la demanda, “decisión en contra de mi voluntad, pero ya lo determinó un juez y siendo respetuoso de esta autoridad, habrá que cumplirse en la medida de lo legal, bajo un convenio, en abonos, terrenos en pagos, en fin” expresó.

Bajo este tenor, dejó en claro que no se dejará de lado los señalamientos de tantas irregularidades que pese al caso judicial tan avanzado a esta administración –dijo- se llegó a la necesidad de bajar los intereses, multas y otras penalizaciones, así como se ha hecho desde el primer día de su gobierno y hasta el momento.

“A los más de 20 meses, no solaparemos nada, nada ocultaremos y sí pagaremos lo que emanado de una orden judicial se ordena, como es el caso en este juicio y otros más, con la confianza de que las autoridades correspondientes de la vigilancia de los recursos públicos y transparencia en su aplicación llamen a cuentas a quien bien o mal los haya manejado” manifestó.

Detalló que en la actual administración, se le ha consumido a la empresa en mención 20 millones de servicio, haciendo un total de 25 millones que se deben sumando la deuda que la anterior administración heredó.

“Les pagaremos porque se nos ha ordenado de manera judicial, esperando seguimiento a nuestras denuncias y observaciones ante la autoridad correspondiente respecto a este juicio administrativo y otros casos judiciales similares, muchos de los cuales hemos defendido bien, ahorrando mucho dinero al municipio porque es nuestra obligación, pero, en otros casos la situación era de casos indefendibles con reconocimientos de adeudo, finiquitos de obligaciones y convenios elevados como cosa juzgada, para ser más claro, donde de manera irresponsable la parte jurídica en el Ayuntamiento obedecía a intereses ajenos a la administración pública y consentimiento o ignorancia del cabildo de la administración municipal del VIII Ayuntamiento” finalizó.