El terremoto sucedido en Tepic hace veinte años

Este 9 de octubre se cumplen 20 años del temblor oscilatorio que se sintió en Tepic y otras regiones de Nayarit.

El epicentro fue en Colima. Aquí en la capital de Nayarit se sintió en grado 7 de la escala Mercalli.

publicidad
Publicidad

Las ondas sísmicas duraron poco más de un minuto.

Faltaban 20 minutos para las nueve de la mañana y mucha gente aún estaba en sus casas preparándose para ir a trabajar, o algunas otras labores.

Hubo algo de pánico pues en Tepic no estamos acostumbrados a los terremotos.

Yo trabajaba en una cadena de noticias radiofónicas y me disponía a trasladarme de mi casa en Infonavit Solidaridad a la calle Alaska e Insurgentes, muy cerca.

Corrí y entré a cabina, corté la programación normal de cinco estaciones, me metí a la transmisión en estación piloto, y llamé a los radioescuchas a que me mandaran reportes de lo que pudieran haber significado los daños más severos.

Por fortuna no hubo nada que lamentar en cuanto a pérdida de vidas humanas. Lo que me di cuenta que en gran parte de Tepic no había servicio telefónico pues se había caído la antena del edificio de Telmex en la colonia San Antonio.

El hecho de la caída de la antena de Telmex ocasionó la interrupción de la telefonía en todo el sector poniente.

La telefonía celular casi no existía, era incipiente. Para estos casos no servía la telefonía móvil que estaba apenas iniciándose, ni el internet que también apenas hacía sus pininos.

De modo que el medio de comunicación más eficiente para conocer los reportes después del movimiento telúrico era la radio.

La gente utilizaba las cabinas telefónicas ya fuera de tarjetas de abono, o monedas directas.

Hace veinte años, el servicio de telefonía doméstica tenía su pleno auge.

Me llamaban de todos lados.

Que se había caído una barda, que se había caído un poste, que algún edificio sufrió fracturas, o cualquier otro síntoma del temblor.

Ningún reporte de lesionados o mucho menos de pérdidas de vidas humanas.

Mi cadena radiofónica me ordenó mantener la transmisión abierta después de una hora de telefonazos a nuestras cabinas. La razón era que gobierno del estado no tenía servicios de comunicación, y que las instancias de apoyo a la población se estaban informando a través de la radio abierta, o sea, de nosotros, los locutores de noticias. 

Luego se me informó que se había caído la cruz de la torre sur de catedral, sin consecuencias de lesiones a transeúntes.

Algunas casas sufrieron cuarteaduras y todos los edificios de dos o más pisos fueron posteriormente revisados por las instancias correspondientes.

A pesar del tremendo susto, los tepicenses continuamos con nuestras actividades normales.

La transmisión por las cinco estaciones de radio cuyos noticieros dirigía un servidor, permanecieron prestando servicios de comunicación por dos horas, hasta casi a las once de la mañana de ese tremendo lunes 9 de octubre de hace veinte años.

Cuando salí a la calle cerca del mediodía, me dijeron que en todos lados la gente estuvo escuchando la radio, y que casi todos los aparatos receptores estuvieron a todo volumen, tanto en casas, lugares de trabajo, y hasta en los comercios con sus bocinas banqueteras. Me sentí satisfecho por la labor desarrollada.

Reporte oficial del Servicio Sismológico Nacional

Este fue el testimonio recogido por la UNAM sobre el temblor del 9 de octubre de 1995, al cual se le conoce como El Terremoto de Colima de 1995:

El Terremoto de Colima de 1995 fue un sismo  ocurrido a las 09:35:53 hora local (15:35:53 UTC) del lunes 9 de octubre de 1995, que alcanzó una magnitud de 8,0. 

El epicentro se localizó en la costa de Colima y causó la muerte de 49 personas y miles de damnificados.

El sismo provocó un tsunami a lo largo de la costa de los estados de Jalisco y Colima.

En la Ciudad de Tepic fue sentido con el grado VII en la escala de Mercalli.

Las ondas sísmicas arribaron a las 08:40 horas (GMT -7). Fue percibido por aproximadamente 1 minuto y 5 segundos. Algunas estructuras presentaron daños moderados como:

Caída de bardas y postes.

Crisis nerviosas e histeria colectiva por la fuerza del sismo.

Daños severos en la torre derecha de la Catedral, así como daños en la cúpula y campanario.

Agrietamiento en cada nivel del edificio de TELMEX y un par de boquetes abiertos por el mismo.

Daños estructurales en el templo del Panteón Hidalgo.

En casas habitación reporte de volcadura de muebles, cuadros, lámparas, entre otros objetos.

Rompimiento de ventanas en varios edificios.

Daño en revestimiento del edificio del Sindicato del ISSSTE.

Diversos agrietamientos en casas particulares.

En el municipio de Xalisco se registraron daños en la Escuela Secundaria Técnica 2, la cual presentó una grieta de 12 metros de altura, varias casas con agrietamientos y caída de bardas y postes.

Municipios como Jala, Ahuacatlán, Ixtlán del Río, Amatlán de Cañas registraron caída de bardas y postes, así como caída de viviendas en su totalidad.

Publicidad