La pomada ‘Mariguanol’ sí tiene algo de cannabis

La Cofepris emitió una alerta para que no se compre el ungüento para los dolores que normalmente se comercializa en la vía pública

Un análisis realizado a un popular ungüento que se vende en el Metro de la Ciudad de México y en algunos comercios naturistas reveló que contiene tetradicrocannabinol (THC) que es la sustancia psicotrópica del cannabis, y el peyote, por lo que advirtió a lo población no comprar este producto.

publicidad
Publicidad

La pomada, llamada popularmente «Mariguanol», empezó a comercializarse en el año 2010. Muchos pensaban que su nombre era un simple artificio publicitario y no creían que el ungüento tuviese realmente alguno de los componentes centrales de la marihuana.

Los primeros frascos indicaban en su etiqueta que provenía de Guatemala, sin embargo un envase reveló que la fabrica una empresa llamada «Darher Natural» en el municipio de Ecatepec, Estado de México (Centro).

Se empezó a comercializar en internet a un precio de 250 a 300 pesos, pero de ahí pasó a los vagones del Metro, en donde vendedores ambulantes venden el frasco de 120 gramos en 10 pesos en sus diferentes presentaciones: Mariguanol, Mariguanol Extra y Mariguanol Plus.

Quienes la comercializan prometen que es capaz de aliviar dolores de espalda, varices, calambres, el dolor de manos, de rodillas, de hombros y torceduras.

Sin embargo, la Comisión Federal contra Riesgos Sanitarios (Cofepris), comunicó que estos productos «tienen un contenido de THC, de tal manera que en efecto es un producto ilegal».

«Ya vamos casi 2.000 unidades decomisadas de Mariguanol. Son productos ilegales, hay que combatirlos, les pedimos por favor a los ciudadanos desconfíen actualmente de estos productos, no tenemos elementos para asegurar que tengan calidad, seguridad y eficacia y denuncien la presencia de estos productos», señaló a medios Julio Sánchez y Tépoz, titular de Cofepris.

Según información del envase, la pomada también incluye en su mezcla árnica, mentol, naproxeno y paracetamol.

En México, los productos con marihuana sólo se encuentran admitidos bajo criterios dispuestos por la Ley General de Salud, en donde se especifica que el medicamento deberá de ser expedido a través de una prescripción médica y autorizado previamente por la Cofepris.

En febrero, la Asamblea Legislativa en la Ciudad de México pidió a las autoridades sanitarias implementar operativos para evitar la venta del Mariguanol, al no ser un producto reconocido por la Cofepris.

Con información de El Universal y medios

Publicidad