Sacerdote habría asfixiado a Leonardo en juego “the choking game”

De acuerdo con la carpeta de investigación sobre el asesinato de Leonardo Avendaño, el sacerdote Francisco Javier, quien se encuentra en prisión preventiva, asfixió al joven como parte de un “juego” y sin intención expresa de asesinarlo.

Dicho expediente, obtenido por La Silla Rota, señala que el cuerpo de Leonardo no tiene señales de violencia, además de las marcas de asfixia, ni de que haya intentado defenderse, reveló Sandra Romandía, directora editorial de dicho medio, a Milenio.

Publicidad

El asesinato de Avendaño habría ocurrido en la casa del párroco, lugar donde, dijo a un amigo, pasaría la noche.

Las parejas masculinas de Francisco Javier revelaron a los agentes de investigación que practicaban este tipo de “juego” de asfixia con el sacerdote, aunque la carpeta no se establece si Leonardo Avendaño fue pareja de él.

El juego al que hacen referencia es conocido como “choking game“, que consiste en inducir a una persona al desmayo, a través de la asfixia.

Quienes practican este juego, aseguran que sienten placer al hacerlo, esto se debe a que el cerebro libera endorfinas en el hipotálamo ante la hipoxia, estado de deficiencia de oxígeno en la sangre.

Debido a que la asfixia priva al cerebro de oxígeno, puede causar daños a las células cerebrales provocando pérdida de la memoria a corto plazo, dificultad de concentración, pérdida de neuronas, daño cerebral, pérdida permanente de funciones neurológicas, convulsiones, desmayo, estado de coma e incluso la muerte, informa el portal Cienradios.