Sismo de 6,8 grados sacude Japón, emiten alerta de tsunami

Un sismo sacude Japón este martes y se emite alerta de tsunami. Piden a residentes en varias áreas de la zona costera del noroeste que abandonen sus viviendas y busquen refugio por el terremoto de 6,8 grados en la escala de Richter que se produjo este martes.

El ministro portavoz del Gobierno nipón, Yoshihide Suga, dio una primera rueda de prensa para dar a conocer de los efectos del sismo que se sintió con fuerza en la mitad norte de Japón y que generó alerta de tsunami.

Publicidad

Yoshihide Suga dijo que se está revisando la información sobre posibles víctimas e informó de que las centrales nucleares de la región afectada, en las prefecturas de Niigata y Yamagata, no han dado cuenta de hechos anormales en su funcionamiento.

El ministro pidió a los habitantes de la zona que estén pendientes de los medios de comunicación por la información que pueda darse a conocer sobre los efectos del sismo.

El sismo se produjo a las 22.22 hora local (13.22 GMT) con epicentro en el mar, frente a la frontera entre las prefecturas de Niigata y Yamagata y a una profundidad de 10 kilómetros, según informó la Agencia Meteorológica de Japón.

En Niigata la intensidad fue de 6 grados en el rango superior de la escala japonesa (de 7 grados), lo que indica un violento movimiento sísmico. En Yamagata la intensidad fue de 6 grados en el rango inferior.

Se han registrado por lo menos dos réplicas en la zona con magnitudes de 3,8 y 4 en la escala de Richter. La oficina del primer ministro, Shinzo Abe, ha creado un gabinete de crisis para dar seguimiento a los efectos del movimiento sísmico.

Secuelas del sismo de 2011 y el accidente en Fukushima

En 2012, Japón confirmó por primera vez la muerte de un empleado tras el accidente nuclear de Fukushima, por estar expuesto a radiación.

La víctima, de unos 50 años, padeció cáncer de pulmón tras haber participado en las labores de emergencia en Fukushima, entre marzo y diciembre de 2011, a raíz del terrible tsunami que devastó la central nuclear el 11 de marzo de 2011.

Japón pagó indemnizaciones en otros cuatro casos en los que empleados de Fukushima habían enfermado de cáncer después del desastre, según la agencia de prensa Jiji News.

Es la primera vez, sin embargo, que reconoce una muerte vinculada a la exposición a las radiaciones en el recinto de la central, según el periódico Mainichi.

Después de la catástrofe nuclear, el empleado fallecido se encargó de medir la radiación en la central y, según las informaciones disponibles, trabajó con una máscara y un uniforme de protección. Se le diagnosticó un cáncer de pulmón en febrero de 2016.

El 11 de marzo de 2011, un sismo de magnitud 9.1 provocó un tsunami que dejó más de 18 mil 500 muertos y causó un grave accidente en la central de Fukushima.

La reconstrucción de las instalaciones nucleares aún llevará mucho tiempo, y una parte de la región de Fukushima sigue siendo inhabitable.

Con información de EFE