5 señales de que eres demasiado dependiente de tu pareja

Muchas veces confundimos el «amor» con la dependencia. a continuación te decimos 5 señales de que eres demasiado dependiente de tu pareja

Culturalmente se nos ha inculcado una idea del «amor» un poco equivocada y confusa, que en lugar de definir este concepto tan abstracto y complejo, más bien hace referencia a rasgos de la codependencia emocional hacia la pareja, la cual es una condición psicológica en la que una persona manifiesta una excesiva, y a menudo inapropiada, preocupación por las dificultades de alguien más, al grado de olvidarse de sí mismo y poner las necesidades del otro por encima de las propias.

publicidad
Publicidad

¿Cómo darte cuenta de si eres demasiado dependiente de tu pareja o incluso ambos lo son y han generado una codependencia:

Si has dejado de ver a tus amigos, por estar todo el tiempo al lado de tu pareja, no hay actividad en la que no lo involucres, has abandonado tus sueños y metas, por seguir las de él y has perdido el sentido de tu individualidad, para convertirte en una pieza más de él.

A continuación te damos 5 señales de que eres demasiado dependiente de tu pareja:

 

  1. Has dejado de salir con tus amigos

¿Has dejado de ver a tus mejores amigos por meses e incluso por años y ellos bromean acerca de que tu pareja te impide verlos? Ten cuidado porque esto podría ser un rasgo de que eres demasiado dependiente de él y de que en tu vida ya no existe otra persona más que él. Esto a la larga además de afectar tus relaciones con otras personas puede ocasionar que centres tu vida en tu pareja y si en algún momento la relación termina podrías tener un colapso emocional.

 

  1. Todo el día estás con él

¿No te despegas de él ni para ir al baño y todo el tiempo estás controlando sus movimientos? Esto no es sano para ninguna relación, una de las bases de una relación exitosa es la libertad. Deja que tu pareja tenga tiempo de hacer sus cosas y tú haz las tuyas, respeten su espacio y su individualidad. Esto no sólo mejorará su relación y evitará que caigan en la rutina y el aburrimiento, sino que te permitirá redescubrirte y hacer lo que te gusta.

 

  1. Necesitas su aprobación

¿Te has descubierto en varias ocasiones haciendo algo que no te gusta sólo por darle gusto? Podrías estar perdiendo tu personalidad e individualidad sólo por que tu pareja te apruebe, y te estás convirtiendo en una copia de lo que él es. Recuerda que es bueno conocer su opinión acerca de ciertos tema, ya que es tu pareja, pero no puedes basar tus decisiones ni tus gustos en lo que él apruebe.

 

  1. Has abandonado tus metas y sueños por seguir los de él

Es comprensible que resulten importantes para ti sus sueños y que quieras apoyarlo para que los logre, pero esto no debe ocasionar que te olvides de los propios. Recuerda que el amor no se trata de dejar todo por la otra persona, sino de dejarlo todo por cumplir nuestras metas y luego compartir estos éxitos con nuestra pareja.

 

  1. Miedo al abandono

¿El miedo de que algún día deje de quererte te invade? ¿Todas tus acciones están enfocadas a que él no deje de amarte, porque lo necesitas? ¿Incluso has llegado a humillarte y a suplicarle que no se vaya? Ten cuidado porque podría tratarse de codependencia emocional. Recuerda que si tu pareja está a tu lado es por que así lo quiere y si un día decide marcharse no podrás hacer nada para detenerlo. Es por eso que no debes centrar tu felicidad y expectativas en la otra persona, sino en ti.

Publicidad