CR7 se convierte en el máximo goleador de selecciones europeas

Con su tanto frente a Marruecos, el portugués superó a Puskas, sumando 85 dianas

 

publicidad
Publicidad

Cristiano Ronaldo no perdona cuando se encuentra frente a la portería y es por eso que, tras su gol frente a la selección de Marruecos, en el Mundial de Rusia 2018, se convirtió en el goleador europeo a nivel de combinados nacionales.

Con un total de 85 tantos, el delantero del Real Madrid logró superar al húngaro Ferenc Puskás, lo que lo dejó en la cima de la clasificación general y con posibilidad de seguir sumando tantos, tanto en la Copa del Mundo, como en las próximas eliminatorias.

En la estadística mundial, Cristiano Ronaldo ocupa el segundo peldaño, tan sólo por detrás de Ali Daei, exfutbolista y máximo goleador de la selección iraní, así como del futbol internacional.

El delantero luso podría seguir aumentando su cantidad de goles, pues el combinado portugués aún tiene un partido más de Fase de Grupos, frente a Irán, rival modesto que podría permitir a CR7 seguir cosechando dianas.

 

CR7 GUÍA A PORTUGAL EN APRETADA VICTORIA CONTRA MARRUECOS

No cabe duda que Cristiano Ronaldo es el salvador de Portugal, pues gracias a su anotación derrotaron 1-0 a Marruecos en Rusia 2018.

Los lusos tuvieron un comienzo trepidante y desde el minuto 4 se abrió el marcador con un tremendo remate de cabeza por parte de Cristiano Ronaldo. El ‘7’ dejó sin oportunidad al arquero desde el área chica.

Cinco minutos más tarde el mismo Ronaldo disparó cruzado de pierna izquierda dentro del área, pero el balón salió por un costado del marco de El Kajoui.

El capitán luso lo intentó en distintas ocasiones de media y larga distancia, dos ocasiones más de tiro libre, pero el arquero marroquí atajó sin problema algunos los ataques.

Guedes dejó escapar un oportunidad de oro al 39′, pero en el mano a mano con el arquero rival, no supo finalizarla en gol.

Marruecos buscó con todo la anotación del empate. Benatia y Belhanda dispararon en diferenes ocasiones y el guardameta Rui Patricio salvó su marcó notablemente.

Publicidad