Deportivo Tepic, una realidad

La franquicia era de Cuervos de Ensenada, ayer anunciaron que se mudan para la capital nayarita

En rueda de prensa, Juan Serna-Durán y Marco Serrano quienes funguen como presidente y director deportivo del equipo, anunciaron que la escuadra de Cuervos JAP deja la ciudad de Ensenada, Baja California y se traslada a la capital nayarita con el nombre del Deportivo Tepic.

publicidad
Publicidad

El equipo participará en el Apertura 2017 de la Segunda División profesional, una franquicia con derecho al ascenso, toda vez que el estadio y los requisitos que exigen esta rama de la Segunda División profesional.

El motivo de la mudanza, explicaron junto al presidente del patronato que administra el Estadio Municipal de la Ciudad Deportiva, Rubén Reyes Moreno, es que dicho inmueble carece de la capacidad mínima requerida por la Federación Mexicana de Futbol para ser considerada franquicia con derecho a ascenso.

Cuervos fue colocado, por ese parámetro, en la llamada Serie B entre los equipos sin derecho a ascenso, situación que decidió a su directiva a atender la invitación hecha por el gobernador electo de Nayarit, Antonio Echevarría García.

La partida de Cuervos a Tepic los mantendrá en la Serie A de la recién llamada Liga Premier de la Segunda División, ya que el estadio Arena Cora cuenta con capacidad de 14 mil 900 localidades, límite permitido por el circuito.

Tanto Juan Serna como Marco Serrato y Rubén Reyes Moreno lamentaron que el proyecto haya carecido de continuidad en Ensenada.

“Nuestra intención era quedarnos, si no jamás habríamos invertido más de 10 millones de pesos en el estadio”, apuntó Serrato.

Aunque la directiva de Cuervos intentó presentar el proyecto al alcalde Marco Antonio Novelo, jamás pudo concretarse el encuentro a través del cual pudiera hallarse alguna alternativa como la firma de una carta-compromiso para ampliar el aforo del estadio.

Sin embargo, tanto el presidente como el director deportivo de la organización prefirieron no cuestionar la falta de respuesta de parte del presidente municipal.

“Lo único que queda claro, y lo entendemos, es que el gobierno municipal tiene otras prioridades y que el deporte no va primero”, señaló Marco Serrato.

Publicidad