Enrique Peña Nieto condena asesinato de mexicano en EU

Instruye a la Cancillería a apoyar a la familia de Antonio Zambrano y pide el esclarecimiento de su asesinato en Estado Unidos

El Presidente Enrique Peña Nieto condenó el artero asesinato del mexicano Antonio Zambrano Montes, abatido a tiros por la Policía estadunidense en la comunidad de Pasco, Washington, e instruyó al canciller José Antonio Meade para apoyar a la familia de nuestro connacional y resaltó que este proditorio hecho no debe quedar impune.

publicidad
Publicidad
“Reitero la condena de México al uso desproporcionado de la fuerza por parte de miembros de la policía del Paco, Washington en Estados Unidos, en contra de un mexicano, de Antonio Zambrano Montes; le he dado indicaciones al secretario de Relaciones Exteriores para que apoye a su familia, para que su familia sienta el respaldo y el apoyo del Gobierno de México, que no se sienta sola y se dé un puntual seguimiento a la investigación de este hecho tan lamentable y tan indignante”, señaló.

Orador central en la reunión con el cuerpo diplomático acreditado en nuestro de país, en el marco del 48 aniversario del Tratado de Tlatelolco el Ejecutivo sostuvo que México ratifica que seguirá velando por los intereses y derechos de sus connacionales, no importando en que parte del mundo se encuentren.

En el salón Tesorería de Palacio Nacional, flanqueado por el titular de la SRE, José Antonio Meade, el Nuncio Cristophe Pierre, embajador del estado Vaticano y decano de los diplomáticos acreditados en México, además de parte de su gabinete, Peña Nieto afirmó que si bien ha habido significativos avances en materia de seguridad interna, también es cierto que hay regiones particulares del territorio nacional en donde todavía priva cierta inseguridad como en lo sestados de Guerrero, Michoacán y Tamaulipas.

Por ello, resaltó los esfuerzos de su administración, para que en forma coordinada con las autoridades estatales y municipales de todo el país, logremos “un México en paz”, como lo enalteciera desde su primer día de gobierno, en diciembre de 2012.

Ante cerca de 200 comensales, embajadores, cónsules y representantes de organismos internacionales, además de miembros de la Cancillería, el primer mandatario enfatizó que también se está trabajando en otros rubros no menos importantes como el educativo, el laboral y el de las propias Relaciones Exteriores.

“Para no abrumarlos con un Informe y dejarlos comer”, Peña Nieto sólo detalló algunos logros de su gobierno en estos rubros. Como es el caso de la educación de calidad, en donde gracias a la reforma en ese reglón de 165 mil aspirantes a ser profesores de educación básica, sólo 63 mil aplicaron en los exámenes respectivos y de ellos, 23 mil alcanzaron plaza.

En el sector del trabajo, subrayó que sólo en enero pasado se generaron más de 60 puestos laborales formales, es decir, casi tres veces más que en el mismo mes de 2014, año en el que por cierto se registraron 714 mil empleos; ambas cifras son históricas, detalló Peña Nieto.

Al final el presidente Peña comentó que también se trabaja en un México incluyente, en donde participan 19 dependencias y se aplican 90 programas sociales, los cuales han apoyado a 4.2 millones de mexicanos que enfrentaban pobreza extrema y fuertes rezagos alimentarios, que hoy ya no tienen o se han visto disminuidos.

Publicidad