Francia, furiosa por espionaje de EU

El presidente galo, François Hollande, dijo que hablará con su par estadunidense

El Presidente francés, François Hollande, hablará con su homólogo estadunidense, Barack Obama, para pedirle explicaciones acerca de las escuchas del espionaje de Estados Unidos a los tres últimos presidentes de Francia.

publicidad
Publicidad

El Senador del partido de Los Republicanos y ex primer ministro Jean-Pierre Raffarin señaló que Hollande dijo a un grupo de parlamentarios, que se reunieron con él en el Elíseo, que abordará con Obama la crisis abierta por las revelaciones de los medios Libération y Médiapart.

La conversación tuvo lugar la tarde de este miércoles, confirmó el Presidente de la Asamblea Nacional, el socialista Claude Bartolone, y en ella Hollande verificará si los compromisos de Estados Unidos sobre el fin de las escuchas se han respetado o no, y buscará obtener otros nuevos para el desarrollo de unas relaciones “sólidas”.

Todos los participantes en reunión, según detalló este último, coincidieron en que ese tipo de escuchas deben cesar y en que es necesario que la Administración estadunidense aporte pruebas de que ya no se llevan a cabo.

Raffarin añadió a la salida de esa cita que “es evidente que la confianza se ha visto traicionada” y que deben hacerse esfuerzos para restablecerla.

Según los medios, la Agencia Nacional de Seguridad (NSA, por sus siglas en inglés) espió también a ministros, diplomáticos, altos cargos y parlamentarios franceses.

De acuerdo a reportes de medios locales, la Casa Blanca desmintió en las últimas horas haber mantenido bajo escucha al actual presidente galo, Francois Hollande, pero no desmintió haber espiado a los anteriores jefes de Estado galos.

Promete Obama a Francia acabar con prácticas de espionaje “inaceptables”

El presidente estadunidense, Barack Obama, reiteró, en una conversación telefónica con su homólogo francés, François Hollande, su compromiso de acabar con las prácticas de espionaje que “pudo haber en el pasado y que eran inaceptables entre aliados”.

Según la versión ofrecida por la Presidencia francesa en un comunicado, el diálogo entre los dos jefes de Estado sirvió para examinar “los principios que deben regir las relaciones entre aliados” en materia de servicios secretos.

Se trataba de aclarar las cosas después de que dos medios de comunicación franceses divulgaran una serie de documentos filtrados por el portal WikiLeaks que probaban que la Agencia de Seguridad Nacional estadunidense (NSA) había sometido a escuchas, al menos entre 2006 y mayo de 2012, a los sucesivos presidentes franceses en ese periodo, Jacques Chirac, Nicolas Sarkozy y François Hollande.

En la conversación, Obama -siempre según el Elíseo- “reiteró sin ambigüedad (a Hollande) su firme compromiso de noviembre de 2013” de poner fin al espionaje masivo.

Además, responsables de los servicios secretos irán “muy próximamente” a Washington para “profundizar la cooperación” con sus homólogos estadunidenses.

Publicidad