Las elecciones

Caldero Político

Luego de que el año pasado sufrió la mayor derrota electoral en su historia en elecciones estatales, el Partido Revolucionario Institucional (PRI) luchará este año por conservar dos de sus bastiones —Estado de México y Coahuila, en donde nunca ha habido alternancia—, y mantener el control en Nayarit, que recuperó en 2005 tras seis años de gobierno de una alianza PAN-PRD.

Publicidad

La jornada electoral de 2017 será el próximo 4 de junio. Además de esas tres entidades, en Veracruz hay comicios en los 212 ayuntamientos.

Según sus seguidores, el  PRI se prepara para ganar en estos comicios y recuperarse del descalabro electoral de 2016, cuando perdió en 7 de 12 entidades con elecciones, incluyendo cuatro bastiones que no habían vivido alternancia: Durango, Quintana Roo, Veracruz y Tamaulipas. Los últimos acontecimientos nacionales y locales no coinciden con el grande optimismo de los priistas, y la cosa se ve complicada, al menos en Nayarit.

Seguramente en el Estado de México será la elección más importante y la más grande del país con 10.8 millones de personas inscritas en el padrón. Los comicios en esta entidad marcan el rumbo para la elección presidencial del siguiente año, dicen los expertos porque el  presidente Enrique Peña Nieto tiene influencia en esta entidad y la gobernó en el periodo 2005-2011.

Él como su sucesor, Eruviel Ávila, ganaron los comicios con amplia ventaja —23 y 41 puntos, respectivamente—, dado que en el Estado de México nunca ha habido una elección cerrada al elegir gobernador.

Sin duda, pues, la joya de la corona es el gobierno del estado de México, pero además de la mexiquense, se renovarán las gubernaturas de Nayarit y Coahuila, así como 270 ayuntamientos, 34 diputaciones de mayoría relativa y 21 de representación proporcional, según datos del Instituto Nacional Electoral (INE).

En la campaña en el estado de México, Morena aparece como el partido con el mayor crecimiento en preferencias electorales en los meses recientes, lo que ubica a Delfina Gómez, su candidata a gobernadora, en empate técnico con la panista Josefina Vázquez Mota y el priista Alfredo del Mazo.

En la entidad, los partidos políticos y los aspirantes independientes velan armas, se preparan a conciencia y esperan el desenlace confiando en sus cuadros, estructuras y la marca que enarbolan. En cada ciudadano que votará está el futuro de la entidad.

Ya comenzaron las campañas políticas y se observan muchos intereses y novedades, por lo que no será fácil predecir un desenlace. Lo cierto es que miles creen que con jugar en las redes sociales logran apoyar a sus candidatos, mientras que este periodista opina que el triunfo estará más cerca para quienes quemen y gasten suela, caminando por calles, avenidas, barrios, colonias, comunidades, casa por casa, diálogo directo. Importan los votos no los ‘likes’ que se les puedan dar. Es decir, las redes importan pero es más importante asumir el papel de cara a cara, frente a frente, con el electorado, seducirlo, convencerlo y dejarlo contento.