¿Le está saliendo un diente? ¡Ayúdalo en su dolor!

Si tu bebé llora sin razón aparente ¡le puede estar saliendo un diente! Evita que sufra con estos tips

Ayuda a tu bebé a que sea tan feliz como siempre reconociendo los síntomas y dándole el tratamiento adecuado a su etapa de dentición.

publicidad
Publicidad

¿Cuándo le van a salir los dientes a mi bebé?

Es un rango abierto, aunque generalmente el primero aparecerá entre los 4 y los 7 meses, aunque puede salir incluso a los 3 ó hasta los 12 meses. Si para los 12 meses no muestra señales de dentición, es momento de consultarlo con tu médico.

Para el momento en el que cumpla 3 años, tu hijo debe tener 20 dientes (incluyendo muelas).

Aprende a reconocer los síntomas

A pesar de que algunos bebés no tienen mayores síntomas y simplemente un día amanecen con un dientecito, la mayoría de los bebés tendrán uno o varios de los siguientes síntomas:

Salivar en exceso. Esto además puede convertirse en una leve urticaria facial.

Sensibilidad e inflamación de las encías.

Irritabilidad.

Intentar morder todo a su alrededor (para aliviar la comezón/dolor de las encías inflamadas).

No querer comer.

Problemas para dormir.

Fiebre leve.

Diarrea.

¿Cómo hago que se sienta mejor?

Si ves que tu bebé está molesto o irritado, si tiene problemas para dormir o se muerde los dedos ¡seguramente un nuevo diente está por salir! Ayúdalo a tener menos molestias y dolor con estos tips:

Dale algo que pueda morder, de preferencia una mordedera que se pueda enfriar o congelar. El frío ayudará a que sus encías se adormezcan y sienta menos dolor. Otra opción puede ser meter al refrigerador sus chupones.

Si no quiere comer puedes ofrecerle papillas frías, como puré de manzana o yogurt.

Masajea sus encías, no sin antes haberte lavado bien las manos. Pero cuidado porque… ¡puede morderte fuerte!

Si lo anterior no funciona, platica con tu médico para ver qué medicina le puede hacer sentir mejor. Existen algunos geles con un poco de lidocaína y medicinas para aliviar el dolor. Recuerda no medicarlo tú y siempre pedir el consejo de un experto.

Publicidad