Los profesores reprobados, a regularización

Debido a que seis de cada 10 maestros que ya dan clase en escuelas públicas del país reprobaron la evaluación del concurso para obtener una plaza de jornada completa o más horas laborales, recibirán, desde este mes y hasta julio, un curso de regularización.

Actualización concluye en Julio próximo; la SEP está imposibilitada para quitarles las funciones laborales que desempeñan o despedirlos.

publicidad
Publicidad

Aunque el resultado evidenció que no tienen las habilidades para estar en un aula, la SEP no puede quitarles las funciones laborales que desempeñan, ni despedirlos, ya que esos docentes tendrán tres oportunidades para conservar su permanencia en un salón de clases, porque así lo estableció la Ley General del Servicio Profesional Docente, de la Reforma Educativa, promulgada en septiembre de 2013.

Como en el concurso que se aplicó para obtener una mejor plaza 60% reprobó, la SEP determinó someterlos a un curso de regularización en el que se busca que superen las fallas que tuvieron en los exámenes que respondieron en diciembre pasado y que representan su primera oportunidad de permanencia.

En entrevista exclusiva, el coordinador del Servicio Profesional Docente de la SEP, Ramiro Álvarez Retana, explicó que si bien esos docentes salieron mal en la evaluación no pueden sacarlos de las aulas y entonces deben corregir sus errores con un curso de regularización, a fin de que logren eliminar las fallas que tienen en la práctica docente que en este ciclo escolar siguen desempeñando.

En el concurso extraordinario, dijo, participaron docentes en servicio “y al tener un resultado no idóneo y tener más de seis años con un nombramiento temporal, lo que hemos establecido para esos docentes es un proceso de regularización”.

Explicó que ese 60% reprobado deberá presentar nuevamente una evaluación de desempeño que corresponde a una segunda oportunidad para que siga dando clases y es por ello que deberán recibir esos cursos.

“A partir de los resultados que obtuvieron en diciembre sabemos dónde están sus debilidades y en ese sentido orientaremos el curso para apoyarlos para la siguiente evaluación”, detalló.

El funcionario informó que en 2015 aplicarán 19 evaluaciones a los maestros, entre las que destacan las que examinarán por primera vez su desempeño en el salón de clases, así como el primer concurso para ser director de primaria o secundaria, puesto que antes no se concursaba, y este año será la primera vez que lo hagan.

De las 19 evaluaciones que en 2015 se aplicarán a los docentes y aspirantes a plazas magisteriales, Álvarez Retana explicó que unas están enfocadas en la promoción, es decir, mejorar categoría salarial o ascenso, y otras serán de reconocimiento, la cual servirá para obtener un estímulo económico.

A finales del año aplicarán la evaluación de desempeño docente, la cual pondrá a prueba su habilidad en el aula y quien resulte con bajo nivel tendrá solamente dos oportunidades en los próximos años para mantener su función en el salón de clases, de lo contrario será removido a una función administrativa o de otra índole, porque no demostró tener la capacidad docente para dar clases.

En el caso de los docentes en servicio que fueron evaluados en diciembre de 2014, Álvarez Retana aclaró que esos profesores concursaron para obtener una mejor plaza o más horas de clase, pero en la convocatoria quedó establecido que esos exámenes se les considerarían como su primera oportunidad, de modo que seis de 10 que reprobaron tendrá que presentar una segunda evaluación al terminar el ciclo escolar para seguir dando clases, sin poder concursar por una mejor plaza.

“El servicio profesional docente respeta los derechos constitucionales, pero en el momento en que presentaron la evaluación y tuvieron un resultado no idóneo, los docentes ahora saben dónde están sus debilidades y por ello tenemos que emprender acciones de regularización que nos permitan estarlo acompañando en su actividad cotidiana”, señaló.

Además, agregó que el curso no sólo le servirá para atender sus fallas como profesor, sino que les será útil cuando presenten la evaluación de la segunda oportunidad, la cual presentarán entre julio y agosto de este año.

El encargado de las evaluaciones docentes de la SEP dejó en claro que mientras esos maestros estén en la condición de no idóneos “por ningún motivo pueden ser sujetos de algún movimiento de promoción temporal ni participar en otros programas hasta que regularicen sus fallas” y aprueben la segunda evaluación.

 

Con información de excelsior .

Publicidad