Hallazgo de cadáveres en crematorio destapa posible fraude en Guerrero

El fiscal General de Guerrero informó que hasta ahora se han contado 61 cuerpos, se desconoce paradero del dueño del lugar, el cual llevaba más de 7 meses abandonado.

El fiscal General de Guerrero, Miguel Ángel Godínez Muñoz, confirmó el hallazgo de 61 cuerpos abandonados en el negocio con razón social Cremaciones Del Pacífico SA de CV, situado sobre la carretera Cayaco-Puerto Marqués en el kilómetro 507, en una zona cercana a El Coloso, una de las unidades habitacionales más grandes del puerto.

Publicidad

Vía telefónica, el fiscal guerrerense confirmó que se está analizando el delito a investigar; «estamos ante una clara violación a las leyes de sanidad en el estado de Guerrero, a lo mejor un posible fraude, porque es un crematorio abandonado; sin embargo, no podríamos dar una certeza por el momento».

Dijo que desde anoche personal del departamento de Servicios periciales se trasladó al lugar de los hechos; «hasta el momento llevamos contabilizados 61 y están trabajando peritos, el personal en general del servicios periciales, para determinar todo lo referente al hallazgo; hay forenses, peritos especializados en criminalística. Se están cuidando todos los aspectos».

Confirmó que los cuerpos hallados cubiertos con cal son de diferentes edades y que ya se les practica la necropsia de ley.

Sobre si los restos hallados podrían pertenecer a los 43 normalistas de Ayotzinapa desaparecidos desde el 26 de septiembre, Godínez Muñoz comentó que «estaría hablando de algo que al momento es muy prematuro, tenemos la investigación abierta, les hago llegar la información alrededor de las 12».

Admitió que no conoce del paradero del dueño del lugar, Guillermo Estuar, y aún revisan las causas del por qué esos cuerpos se quedaron sin cremar y qué pasó con las familias que contrataron el servicio de ese negocio.

Vecinos del lugar confirmaron a diarios locales que el negocio llevaba más de siete meses abandonado y se desprendían olores fétidos del inmueble, también señalaron que el crematorio tenía instalaciones modernas y el lugar operaba con gran cantidad de energía eléctrica, lo que hizo quebrar al dueño del lugar.

 

Con información del universal.